Instrucciones

para empezar bien el año

Ilustración
Alejandro Mesa

  • 01.
    01.

    Bañarse en agua de rosas o, de eucalipto o de cualquier otra cosa que recomiende su abuela. Si su abuela no está viva, acuda a su tía. Si no tiene tía esto es un presagio de que el 2014 no será su año.

  • 02.
    02.

    Escoja algo en qué creer, escoja su santo personal. Recomiendo  a Santa Dympha, patrona de los desórdenes y las enfermedades mentales. A Santa Margarita de Antioquia quien revivió después de ser tragada por un dragón, o a Santa Rita de Casia, santa patrona de las cosas imposibles, a quién Jesús desde su cruz la hipnotiza con un rayo láser. Si no cree en el cristianismo o la religión, recomiendo a Beyoncé, o en su defecto a Madonna.

  • 03.
    03.

    Compre una bicicleta, llame más a su mamá, póngase un propósito (uno solo) y cúmplalo, y haga listas. Hacer listas es la mejor terapia del mundo, la solución secreta a todas las cosas que usted cree que no tienen solución.

  • 04.
    04.

    Prepare su propio brebaje de la buena suerte. Los ingredientes de dicho brebaje deben ser al menos 5 de sus alimentos favoritos: gomitas, M&M´S, milo con leche klim en polvo y Skittles (en mi caso). Revuelva hasta crear un producto medianamente homogéneo y  mientras ingiere pida lo que quiera que este año le traiga. Finalice con este mantra mágico y poderoso para hacer que todo se haga realidad: “que así sea, que así sea, que así sea. Así es, así es, así es”.

  • 05.
    05.

    Imprima la siguiente frase, plastifíquela y ande con ella en la billetera:  “Pronto llegará, el día de mi suerte” – Hector Lavoe.

Instrucciones para empezar bien el año.